sábado, 4 de abril de 2009

Ella es tan rara


Hoy me siento rara. No sé qué quiero, por qué lo quiero o por qué no lo quiero.

Ya no sé si las cosas siguen igual, o si cambiaron sin que pudiera notarlo.

Siento muchas ansias de cine, más de las comunes. Muchas ganas de encerrarme a ver una película tras otra. Si no lo hago tanto, es porque en esta casa hasta ver una película es difícil con la gente que la habita.

¿En serio soy tan rara porque me gusta la tranquilidad? ¿Porque me molesta que se hable en voz alta ya que, al vivir en departamento, los vecinos escucharían todo? ¿Porque la voz chillona de determinada gente me hace doler la cabeza? ¿Porque no voy a hablar por hablar, sino sólo cuando tenga algo realmente importante que decir?

A veces realmente pienso que soy adoptada. O que me equivoqué de mundo. ¿Debería estar acá yo ahora?

1 comentario:

Ludovico dijo...

no creo que seas rara,. solo decidiste nos eguir el juego de este mundo raro